Guillermo Martín Urquizu

Parece que soy curioso, que dudo de todo, que me hago muchas preguntas y tengo cierto sesgo anarquista. Quizá por eso quise abarcarlo todo.

¡Hola, me alegra verte por aquí!

Soy Guillermo, escribo, pinto y dibujo.

Lo cierto es que no tengo ni idea. Lo poco que puedo adivinar es a través de mis allegados, que me llaman Guillermo, Guille, Guillem y una que me llama Robin, aunque cuando nací me pusieron José Guillermo, José por mi padre y mi abuelo y Guillermo por mi tío y mi bisabuelo. Afortunadamente solo me llaman así en mi pueblo, que es muy pequeño.

NARRATIVA CORTA

CUENTOS CORTOS PARA SOÑAR

Fueguitos

Fueguitos

No me apetece entrar en el desastre, la desgracia o la probable inmoralidad en el incendio de Valencia. Así que voy directamente al grano. En 1997, el organismo encargado de promover vivienda pública en una comunidad autónoma, finalizó la construcción de dos edificios...

Premios.

Premios.

Parecía febrero, y lo era. Parecía una playa, y lo era. Parecía un zapato, y lo era. Dentro del zapato había lo que viene a ser un pie, lo era. La idílica Cartagena de Indias, que lo era, dejó de ser. Unos diez militares armados hasta los dientes, cinco por Jeep, nos...

Nubes

Nubes

Llueve, es sábado y salgo a la calle, a mojarme, que uno tiene sus vicios, y hacía un año largo que no caía agua del cielo. En la calle nadie, un coche de tanto en tanto y nada más. En las ventanas y los cristales de los portales rostros amorrados observando el...

Lo que hay que ver

Lo que hay que ver

En ocasiones veo muertos, es todo lo que recuerdo de una película de Bruce Willis que tuvo mucho éxito. Es una frase que se me aparece de tanto en tanto y sin motivo aparente. Ves a saber… Luego vas y lo piensas, te miras al espejo y percibes que ya eres mayor, que...

Porta dels somnis

Porta dels somnis

Veníamos de unos meses raros, de un otoño que jugó a verano y un invierno que tonteaba con temperaturas primaverales, pero escupiéndonos a la cara en lugar de llovernos. Esa situación daba para infinitas escusas, el mal dormir la más frecuente, luego el mal comer, el...

Cuando crecen los enanos.

Cuando crecen los enanos.

Era sábado y en mi agenda no había obligaciones hasta el lunes. Eso es lo que se llama un momento feliz, dos días tranquilos para hacer lo que te dé la gana y aterrizar en un lunes bien configurado, estructurado y amable. Programé mí me da la gana a base de una tarde...

LIBROS PUBLICADOS

CONTRA TODO PRONÓSTICO

OBRA GRÁFICA

PINTURAS AL OLEO Y ACUARELAS

Mostrando 127–132 de 155 resultados

Pin It on Pinterest

Share This
¿Te Puedo Ayudar?